1 ene. 2009

ARGENTINO C 2007 - RONDA VS. RIVADAVIA


Sin merecerlo, Rivadavia cayo en una maniobra fuera de contexto (¨Ecos Diarios¨)

Rivadavia sufrió en carne propia aquello de que los goles que se erran en el arco rival, se terminan sufriendo en su propia valla, y en una maniobra aislada, terminó perdiendo por la mínima diferencia ante Jorge Newbery de Laprida.

El partido se jugó ante un gran marco de público y el decano del fútbol local, con Carlos Parisey en gran nivel, bien acompañado por Matías Coria y Diego Elía, mereció largamente la victoria, pero erró en jugadas clave frente a la valla del experimentado golero Ismael Palmieri.

Dos muy claras

El gran mérito de Rivadavia fue cortarle al dueño de casa el circuito futbolístico que generan habitualmente Aresi y González, y luego, con un buen primer tiempo de Martínez y Del Rosso, complicó permanentemente a una defensa local que nunca dejó sensación de seguridad.

A pesar del mejor trabajo individual y colectivo de los conducidos por Abel Coria, la primera clara la tuvo Newbery, en una gran tapada de Armentía ante Aresi, cuando se aclamaba la conquista. Después, con el talento de Parisey, más lo que empujaban Matías Coria y Elía, Rivadavia tuvo dos clarísimas en los pies de Pablo Fuhr, quien habitualmente, no falla en este tipo de situaciones.

Primero, un gran desborde de Parisey, lo encontró al longuilíneo delantero casi tropezándose, y la tiró arriba totalmente sólo, desde el punto del penal, y posteriormente, en una excelente combinación entre Parisey y Fuhr, éste definió con categoría, casi displicentemente, y la pelota, caprichosa, se fue besando el parante izquierdo.

Rivadavia hizo todo, menos el gol

En la etapa complementaria, Rivadavia jugó a gran nivel, y sólo le faltó convertir para terminar de coronar una de sus mejores producciones futbolísticas en lo que va del Argentino. Si bien bajaron algo su rendimiento, en relación al primer tiempo Martínez y Del Rosso, tanto Matías Coria como Elía dejaron un surco por su andarivel y Parisey fue una pesadilla constante para Bertolotto y Mendía.

Contrariamente a lo que había pasado en encuentros anteriores, esta vez Jorge Newbery, a falta de fútbol y de luces en lo individual, mostró una encomiable actitud y amor propio para superar la adversidad y aferrarse, primero al empate y luego a la hipotética chance de ganar el partido, como finalmente sucedió.

El palo se lo negó a Del Rosso

Antes Rivadavia, y cerca de la media hora, tuvo una clarísima, cuando se equivocó Peralta en el medio, y Del Rosso se fue sólo, enfrentó al arquero Palmieri, lo eludió con una gambeta larga, se abrió demasiado y su remate, con el arco vacío, pegó en el palo y se fue. Después un hermoso tiro libre de Matias Coria obligó una gran intervención del arquero dueño de casa.

Y cuando nadie lo esperaba, Jorge Newbery se quedó con todo. Corner de Aresi para González, quien elude a Martínez y tira un centro pasado, que Darrigram tuvo el mérito de no darla por perdida, tiró otro centro, y la única que vez que la defensa de Rivadavia se mostró estática, le quedó una pelota boyando a Marcobecchio, que no perdonó con un remate cruzado.

Después Rivadavia se fue con todo al ataque pero la historia ya estaba escrita. Derrota totalmente inmerecida ante un rival que nunca lo superó y con el que se verá nuevamente las caras dentro de una semana, esta vez en Necochea y con la vuelta de Martín Dindart, para dar vuelta una serie que todavía no esta terminada ni mucho menos.

Desperdició muchas chances y sólo ganó por la mínima en los 90' con gol de Elía
. (¨Ecos Diario¨)

Le costó más de lo pensado, pero el esfuerzo tuvo su merecido premio. Rivadavia avanzó a una nueva instancia del Torneo del Interior tras doblegar recién en la definición desde el punto del penal a un aguerrido Jorge Newbery de Laprida. Mereció más goles en los noventa minutos reglamentarios pero sólo pudo ganar 1 a 0 para igualar la serie luego de la derrota como visitante por el mismo marcador la semana pasada.

Rivadavia, único protagonista

El local necesitaba quebrar el cero y lo demostró con actitud en el inicio. El rival se paró bien, pero de a poco fue metiéndose demasiado contra su valla y Rivadavia pasó a ser el único protagonista del partido. Le costaba ser claro por abajo y encontró las primeras chances a través del juego aéreo. Primero Del Rosso y luego Dindart en dos ocasiones ganaron en lo alto pero sin precisión.

A los 36' Fuhr desperdició una chance clara cuando sin marcas ante el arquero remató por arriba.

El local encontró réditos en abrir la cancha con Martínez y Coria y en el buen trabajo de Dindart y Elía en la mitad.

Finalmente la apertura del tanteador llegó en una buena jugada colectiva que tomó mal parada a la última linea visitante. Gran pared entre Berón y Coria que parecía iba a terminar en los pies de Fuhr. Todos los defensores fueron con el goleador pero un pase extra dejó solo a Elía ante Palmieri. El "Turco" no se equivocó en la definición y puso justicia.

Más de lo mismo

Nada cambió en el complemento. Los lapridenses se olvidaron del arco rival, y sólo atinaron a defenderse para mantener la derrota por un gol como si los penales fueran la única opción para pasar de ronda. Rivadavia gozó de innumerables chances para ampliar diferencias, pero falló en la puntada final ante un equipo cada vez más metido sobre su arquero, más aun cuando se quedaron con un hombre menos.

El ingresado Prieto le tapó dos veces el gol a Coria y luego el travesaño le dijo que no a un fortísimo tiro libre de Dindart.

Las rojas a Fuhr y Mendía por agresión mútua a instancias del juez línea, abrieron más los espacios, pero otra vez no hubo precisión.

Más que nunca el visitante luchaba para que pasaran los minutos utilizando todo tipo de mañas para demorar el juego a cada oportunidad, lo que obligó al árbitro a dar justificados diez minutos de tiempo adicional.

Ya con Parisey en la cancha, Rivadavia generó otra dos claras oportunidades en los pies de Dindart, pero el arco seguía esquivo.

El pitazo final y la derrota por la mínima fue demasiado premio para Jorge Newbery, aunque esta vez los penales hicieron justicia y la clasificación quedó en manos del que más la buscó.

Elía: “Faltó precisión, pero la clasificación es justa

El volante de Rivadavia reconoció la falta de gol, pero justificó el triunfo en la actitud del equipo.

“Costó ganarlo porque nos faltó precisión para definirlo, pero el resultado en los penales es justo porque el equipo siempre fue protagonista y buscó el arco rival“. Con esas palabras, Diego Elía definió un partido en el que Rivadavia gozó de las mejores chances, pero que debió esperar hasta la lotería de los penales para poder clasificar.

Además sobre el desarrollo agregó que “ellos vinieron a hacer tiempo y defenderse y nos costó demasiado quebrarlos. Vamos a tener que trabajar más en la semana en el tema de la definición porque en este tipo de torneos no podemos fallar tanto“.

Elía no escondió su bronca por la sequía goleadora que se había evidenciado también en la ida y sostuvo que “allá en Laprida tuvimos cinco claras y no las aprovechamos. Acá, además, estuvimos los noventa minutos en total control, provocamos muchas jugadas pero no pudimos. Por suerte se nos pudo dar en los penales, no los habíamos practicado en la semana porque teníamos fe de que lo íbamos a ganar por dos goles o más. Es una lotería como dicen y se nos dio a nosotros. Ahora hay que mejorar y pensar en lo que viene“, concluyó.

Armentía: “Es mi primer triunfo en los penales“

El festejo en los vestuarios fue bien ruidoso y no era para menos. Uno de los más felices era sin lugar a dudas, el arquero ¨decano¨ Julio Armentía quien casi no intervino en el tiempo regular, pero se transformó en determinante en los penales y confesó que “sólo me ha tocado una o dos veces definir por penales, pero creo que es la primera vez que me toca pasar. Ellos se defendieron bien y jugaron con nuestra desesperación, pero nunca bajamos los brazos. Estoy muy feliz por lo que logró el equipo que hizo méritos para ganarlo durante los noventa minutos“.

Respecto del próximo rival, Estudiantes de Olavarría, analizó que “va a ser distinto ya que primero jugamos acá. Tenemos quince días más para trabajar, este es un plantel con buenos jugadores para seguir avanzando otra fase más“, sentenció

Sin merecerlo, Rivadavia cayó en en una maniobra fuera de contexto El decano fue superior durante todo el partido, pero se quedó vacío a muy poco del final
Envia las fotos que tengas con el Albinegro a cme713@hotmail.com y pronto serán publicadas
 

CLUB ATLETICO JORGE NEWBERY. Copyright 2008 All Rights Reserved Revolution Two Church theme by Brian Gardner Converted into Blogger Template by Bloganol dot com